Después de que fueran publicados los informes del 2022 de la Auditoría Superior del Estado de Nayarit (ASEN) en el que señala a la mayoría de municipios con supuestas irregularidades en pago a proveedores, documentos falsos, obras sin ejecutar, compensación extraordinarias, etc.

Algunos ayuntamientos han salido a explicar la situación y mostrar su inconformidad con lo que el documento les señala.

En el caso de Tepic, a través de una rueda de prensa, el contralor municipal, Carlos Cedano, comunicó que el ayuntamiento interpondrá una sería de denuncias al titular de la ASEN, Chava Cabrera, por abuso de funciones, desvío de recursos públicos, ejercicio indebido de funciones, abuso de autoridad e utilización ilegal de información, recalcó que la ASEN carece de facultades para auditar recurso federal, por lo que ellos no proporcionaron documentos de obra que les fueron solicitados para no incurrir en una sanción, además precisó que en cuanto a los recursos propios, subsanaron cualquier información con los archivos requeridos.

En el caso de Jala, Antonio Carrillo mencionó a medios de comunicación que las observaciones de obra pública que le fueron señaladas son responsabilidad de los contratistas, pues la obligación del arrendamiento de maquinaria es propia de la empresa que brinda el servicio, pero que aún así la observación es manejada de manera sistemática hacia el ayuntamiento.

Por su parte, José Luis Tovar, alcalde de Tuxpan fue cuestionado acerca de sus compensaciones extraordinarias, las cuales dijo no pertenecen a su periodo, pues asegura que fue el alcalde anterior el que metió gente a la nómina y les otorgó un generoso aguinaldo como si tuvieran mucho tiempo de antigüedad.

Se espera que más alcaldes aclaren su situación respecto a las observaciones emitidas por la ASEN, un ejercicio que abona a la autonomía de los ayuntamiento

publicidad-abril-ayuntamiento

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *